Blogia
Manilva - Información general y opiniones independientes

Pistoletazo de salida para la cuenta atrás

José Ramos

Ya, en un par de semanas, empezarán los consultorios médicos, tanto el de Manilva como el de Sabinillas, abarrotándose de gentes para que los respectivos médicos, les receten el Primperán para los vómitos y la salvacolina para la diarrea, o mejor dicho para la “CAGALERA TREMENDA” como solemos decir en nuestro dialecto andaluz. A finales de abril aproximadamente y aún más metidos en el de mayo, comenzarán a pedirse bajas por ansiedad, depresión, accidentes inciertos de trabajo, vacaciones ya disfrutadas y un sinfín de cosas que todos ya empezaremos a notar sin duda alguna.

Yo me pregunto… ¿por qué cada cuatro años pasa lo mismo?…, se separa el amigo de turno y del mismo oficio, comenzarán a sonar los móviles como nunca en las diferentes dependencias municipales, se destrozarán documentos, desaparecerán los mismos en un abrir y cerrar de ojos, se limpiarán todos los discos duros de los ordenadores, se hará una limpieza a fondo de facturas escalofriantes e incluso se llegarán a pagar hasta las más antiguas de menor cantidad, el detergente Elena ya será de otra marca y el protagonista de la recién estrenada película La Reina, pasará a un segundo plano o desconocido, pasarán miles de ángeles en los momentos de silencio, miradas viscosas y de reojo, los buenos días en voz tenue y cabizbaj@s, la puntualidad, la media hora de los desayunos a rajatabla, subirán las facturas de todos los teléfonos, las reuniones en el despacho de la alcaldía comentándose unos a otros “¿nos lavamos la ropa con Elena, o invitamos a cenar a la Reina?” y a los demás ciudadanos que nos den, riéndose siempre de nosotros y tomándonos por tontos y que ellos se creen los listos, cuando no valen ni una moñiga de vaca. Queridos manilveños y manilveñas, creo también como todos vosotros, que esto se les ha acabado y lo harán con las buenas cenas para despedirse en el Mesón El Coto, en La Choza, en el Patricia, las buenas parrilladas argentinas, los buenos pescaitos en el Tintero de Málaga y cuando vuelvan de Sevilla algún día, echaran de menos la tradicional paradita en el Puerto de Santa María o en Sanlucar de Barrameda. Desde luego que algunos Dioses, no serán ni santos en la segunda quincena de junio. A Dios le pido, como dice la canción que los cojan confesados pero no libres de pecado. Un abrazo para todos los manilveños y un beso en la frente a los que forman el equipo de gobierno de Manilva, por tantas y tantas horas pensando en el bienestar mío, de mi familia y de otras también necesitadas, a todos ellos “NUNCA LES ACOMPAÑARÉ EN SUS SENTIMIENTOS, YA QUE ELLOS NO SIENTEN NADA POR NADIE Y MENOS POR MANILVA”

Fuente

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres